El portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Málaga, Juan Cassá, se ha reunido este miércoles con el alcalde Francisco de la Torre para anunciar el acuerdo para aprobar el presupuesto de 2018, tras constatar avances palpables en Bomberos, Limasa y Gibralfaro, tres de las cuatro ‘líneas naranja’ pendientes y exigidas por la formación para apoyar las cuentas este año.

“Hemos vuelto a demostrar que si se cumple con Ciudadanos, Ciudadanos siempre está a la altura. Sin cheques en blanco pero muy lejos del no por el no y de los palos en las ruedas. Exigencia, diálogo, fiscalización y propuestas. No entendemos la política de otro modo”, aseguró el líder naranja, que reivindicó que “Málaga necesita ese pulmón y símbolo, ese plus de calidad que le va a a dar este salto de calidad en Gibralfaro; Málaga necesita un gran parque en Repsol. Y ser al fin una ciudad limpia. Málaga necesita seguridad con sus Bomberos trabajando en las condiciones adecuadas. Creo que estos presupuestos se acercan a esos propósitos”.

En concreto, en la reunión con los sindicatos de este lunes se sentaron las bases para desbloquear el conflicto en Bomberos y se anunció una inversión de más de 2 millones de euros en medios e infraestructuras para mejorar las condiciones de trabajo del cuerpo junto al compromiso de agotar el máximo legal la tasa de reposición para incorporar nuevos efectivos. Junto a esto, Urbanismo ha aprobado el proyecto del Plan Especial del Monte Gibralfaro y se ha acordado acordado una partida para poner en marcha el procedimiento del concurso para externalizar la limpieza viaria, mientras se avanza a buen ritmo para hacer realidad un gran parque de 130.000 metros cuadrados para los antiguos terrenos de Repsol.

Además, el equipo de Gobierno popular ha aceptado más de 60 propuestas para las cuentas de este año, propuestas educativas, ambientales, sociales, en infraestructuras, innovación y para los distritos… Propuestas que demuestran que en Ciudadanos Málaga tenemos un proyecto para Málaga.